Semana 23 – Más compras

Esta semana no ha pasado nada de particular salvo alguna molestia de ovarios.

Pero esta semana he ido a comprar el colchón para la cuna. No sé si ya os comenté, pero la cuna es la que hace ya 35 años compraron mis padres para mi hermano y que tres años después utilicé yo. Así que, como la madera está en perfectas condiciones (ya no se hacen muebles como los de antes), sólo debía comprar el colchón.

Debo ir comprando las cosas poco a poco si no quiero arruinarme en un mes… Menos mal que la prima de mi marido tuvo a su chiquilla hace año y medio y nos dará el capazo y ropita para los primeros meses. Hace ilusión comprar alguna cosilla, pero si podéis recibir de alguien, sobre todo cosas que se usan verdaderamente poco, mejor que mejor.